6. QUIMIOSATURACIÓN METÁSTASIS HEPÁTICAS

 

¿QUÉ ES LA TERAPIA DE QUIMIOSATURACIÓN?

La quimiosaturación es un procedimiento que consiste en dirigir dosis elevadas de quimioterapia directamente al hígado, de manera que el fármaco no llegue al resto del sistema. Este procedimiento se conoce con el nombre de CHEMOSAT.

¿POR QUÉ ES IMPORTANTE ESTE NUEVO PROCEDIMIENTO?

Los tratamientos tradicionales del cáncer hepático o de las metástasis hepáticas (cirugía, trasplante, quimioterapia sistémica y radiación) pueden resultar altamente invasivos y están asociados a efectos colaterales severos que reducen la calidad de vida de los pacientes.

El Sistema de Administración Hepática Chemosat representa una nueva alternativa terapéutica que permite suministrar fármacos a través de un catéter directamente en el hígado por lo que se considera de menor invasión frente a otros tratamientos, lo que permite emplear fármacos citotóxicos a dosis mucho más altas que por vía la sistémica. Este sistema permite además filtrar la sangre existente atenuando la toxicidad sistémica.

¿CUÁL ES EL BENEFICIO DE ESTE PROCEDIMIENTO PARA EL TRATAMIENTO DEL HÍGADO?

El control del cáncer en el hígado, tanto en caso de metástasis como de cáncer primario de hígado, puede ser complicado, ya que los procedimientos tradicionales, como la cirugía, la ablación por radiofrecuencia y la crioterapia, tratan las localizaciones visibles de los tumores, pero ocurre que los tumores que son demasiado pequeños para ser apreciados, en la mayoría de los casos quedan sin tratamiento.

La quimioterapia sistémica, en la cual se administran fármacos antineoplásicos por una vena o por vía oral, se difunde por todo el organismo. Dado que la dosis del fármaco tolerable por un paciente, en la quimioterapia, está limitada por la toxicidad sistémica, la cantidad del medicamento quimioterápico que llega al hígado es menor que la que puede administrarse con Chemosat.

¿QUÉ ES LA QUIMIOSATURACIÓN INTRAHEPÁTICA PERCUTÁNEA?

Se trata de la aplicación de este método en el tratamiento de los tumores hepáticos (por eso se llama intrahepática). El procedimiento consiste en aislar temporalmente al hígado de la circulación sanguínea del cuerpo, con el objetivo de administrarle dosis concentradas de un fármaco quimioterápico que llegarán directamente al órgano por vía arterial, lo que va a permitir saturarlo totalmente.

La sangre que sale del hígado se dirige entonces por un sistema de circulación extracorpórea hacia un filtro. Este filtro elimina la mayor cantidad del quimioterápico (o del fármaco citotóxico) para después volver a infundirla a través de una vía central.

La ventaja de este procedimiento es que permite administrar muy altas concentraciones de quimioterapia, ya que disminuye notablemente los riesgos que supondría esa concentración por la vía sistémica. Otra ventaja es que al estar aislado el hígado del resto del cuerpo, se permite la saturación del órgano entero, llegando el tratamiento tanto a los tumores visibles como a los microtumores no detectados y las micrometástasis. Y, además, genera menos y más manejables efectos secundarios frente a otras técnicas de tratamiento, ya que su toxicidad es menor.

¿PARA QUÉ ES ADECUADA LA QUIMIOSATURACIÓN INTRAHEPÁTICA?

Este nuevo procedimiento es eficaz en el tratamiento de tumores primarios hepáticos, tumores neuroendocrinos, colangiocarcinomas periféricos, metástasis hepáticas de carcinoma colorrectal, y metástasis hepáticas de melanoma uveal.

LOS TRES PASOS DE LA QUIMIOSATURACIÓN HEPÁTICA:

¿SE PUEDE APLICAR ESTE PROCEDIMIENTO A TODOS LOS PACIENTES?

Como todo tratamiento, hay factores que influyen para determinar quiénes son los pacientes adecuados para aplicar este procedimiento, y esto tiene que ver con las características personales y la historia clínica del paciente. El equipo médico valorará quienes son los pacientes que obtendrán mayor beneficio con este procedimiento, y también si existe algún riesgo por lo que no sea recomendable para alguna persona en concreto.

LO ADECUADO DE ESTE PROCEDIMIENTO PARA UN PACIENTE EN CONCRETO DEPENDE DE:

¿QUIÉNES ESTÁN EXCLUIDOS PARA EL TRATAMIENTO CON CHEMOSAT?

Las mujeres embarazadas o en período de lactancia, no deben recibir ningún tratamiento administrado por el procedimiento de Chemosat.

Las personas de edad muy avanzada que tienen problemas con el funcionamiento de otros órganos deben consultar con su médico antes de recibir un tratamiento con Chemosat para tomar en cuenta las medidas de prevención que sean oportunas.

No existe información disponible sobre el uso de Chemosat la población infantil, por lo que no se recomienda el uso en niños.

¿TIENE EFECTOS SECUNDARIOS EL TRATAMIENTO CON ESTE PROCEDIMIENTO?

Como todo tratamiento, existe un riesgo a desarrollar algunos efectos secundarios asociados al tratamiento con el procedimiento de Chemosat. Sin embargo, estos efectos son predecibles y pueden ser tratados por oncólogos y hematólogos.

¿CUÁLES SON LOS EFECTOS SECUNDARIOS DEL TRATAMIENTO CON CHEMOSAT?

¿ESTÁ DISPONIBLE ESTE TRATAMIENTO EN ESPAÑA?

El tratamiento de quimiosaturación CHEMOSAT está disponible en España desde el año 2012, y se utiliza para la administración del quimioterápico MELFALAN, en caso de tumores y hepáticos, siendo especialmente relevante su aplicación en los casos de metástasis hepáticas de melanoma, así como las derivadas de otros tipos de cáncer. CHEMOSAT puede tratar:

El tratamiento se debe realizar siempre en un hospital, ya que requiere de ingreso y estricta supervisión médica.

SI BIEN EL TRATAMIENTO ESTÁ APROBADO PARA SU USO, DE MOMENTO NO ESTÁ REEMBOLSADO POR EL SISTEMA NACIONAL DE SALUD POR LO QUE SU ACCESO ESTÁ LIMITADO A ALGUNOS HOSPITALES PRIVADOS. ALGUNAS PRIMAS DE SEGUROS MÉDICOS PRIVADOS PUEDEN CUBRIR PARTE DEL COSTE, POR LO QUE CONVIENE QUE CONSULTE CON SU ASEGURADORA AL RESPECTO.

PÓNGASE EN CONTACTO CON GEPAC SI QUIERE OBTENER MÁS INFORMACIÓN O SI QUIERE INFORMARSE SOBRE CÓMO SOLICITAR EL TRATAMIENTO EN SU HOSPITAL.

¿DÓNDE ESTÁ DISPONIBLE ESTE TRATAMIENTO EN ESPAÑA?

¿QUÉ ES EL MELANOMA UVEAL?

El melanoma uveal es el tumor intraocular primario maligno más frecuente en adultos. Se origina en los melanocitos, que son las células que se encargan de reproducir melanina, un pigmento de la piel, ojos y pelo cuya principal función es la de bloquear los rayos ultravioleta solares, evitando que dañen el ADN de las células de estas regiones tan expuestas a la luz.

La localización más frecuente es la coroides. La coroides es la capa de vasos sanguíneos y tejido conectivo entre la parte blanca del ojo y la retina (en la parte posterior del ojo). Es parte de la úvea y suministra los nutrientes a las partes internas del ojo, por lo que es una zona altamente vascularizada.

El melanoma uveal en la coroides representa un 80% del total, seguida por el cuerpo ciliar (círculo de tejido que rodea el cristalino) que representa un 12%, y el iris, 8%. La incidencia es más alta en poblaciones caucásicas, y se estima en: de 4 a 5 casos por millón de habitantes y año en Estados Unidos, y de 5 a 7,4 casos en Europa.

En España se encuentra catalogado dentro del sistema de enfermedades raras (SIERE) aunque no hay datos epidemiológicos sobre su incidencia en nuestro entorno.

Se diagnostica generalmente en la sexta década de la vida, siendo la edad media de aparición alrededor de los 55 años en la mayor parte de las series, observándose una incidencia mayor con el aumento de la edad. Respecto al sexo, ambos están afectados de manera similar, con leve predominancia por el sexo masculino, salvo en Israel y España, donde se observa una tendencia a ser más elevada en mujeres.

Sin embargo, este tumor raro, el altamente maligno, tiende a desarrollar metástasis en el hígado en el 50% de los pacientes y tiene pocas opciones terapéuticas una vez alcanzada esta situación.

En España contamos con centros de referencia nacional para el tratamiento de tumores intraoculares, que han sido designadas por el Ministerio de Sanidad y el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud (CISNS) para identificar puntos de referencia en el país con experiencia, personal cualificado y tecnología sobre enfermedades poco frecuentes, de difícil diagnóstico y complejas de abordar.

Las unidades identificadas como centros de referencia para el tratamiento del Melanoma Uveal son:


 

CON EL PATROCINIO DE

DELCATHROCHE